Semáforos en el suelo para evitar accidentes de los peatones que van pendientes de su móvil


Con la popularización de los teléfonos móviles inteligentes entre los usuarios también ha surgido un nuevo peligro para la seguridad vial, los peatones que van absortos mirando la pantalla de su teléfono, cruzando la calle cuando el semáforo se encuentra en rojo, o tropezando con otros usuarios.

Nuevos tiempos exigen nuevas medidas, y junto con las necesarias de concienciación ciudadana, también es interesante ver cómo algunas ciudades se están adaptando a estas nuevas situaciones de peligro.

Según leemos en la web de FAMMA, en algunas ciudades de Alemania están comenzando a implantar semáforos especiales en el suelo, en aquellas zonas más problemáticas como cruces de tranvía, para conseguir llamar la atención de aquellos usuarios que van con la mirada baja (atentos a su pantalla de móvil).

De momento, las pruebas pilotos consisten en la colocación de franjas LED en los márgenes del raíl del tranvía, que parpadean con un color rojo cuando el tranvía se acerca, para asegurar que los usuarios no cruzan la vía en ese momento.

Una iniciativa sencilla y bastante económica que puede contribuir a salvar vidas en las ciudades, ofreciendo una seguridad adicional, aunque sea necesario seguir formando a los ciudadanos para que sean más cívicos y cuidadosos en sus desplazamientos.